lunes, 23 de enero de 2012

Esto se atasca...



¿Dónde quedan aquellos tiempos en los que no transcurrían más de dos días sin publicar? No es algo pasajero. Ya se ve que no. Las circunstancias cambian y, a veces, son más los proyectos de lo que trasladarías a un papel que lo que escribes.

Este año ando metida en un homeschooling pelín peculiar. ¿Querías caldo? Pues toma dos tazas. Le di muchas vueltas a la "escuela en casa" en su día... y ahora es el momento de aplicarlo, aunque en la época que denomino en-su-día no hubiera apostado ni un duro por el regreso de un tren que se perdió en la lejanía.


Creo que sigue vigente la prohibición de apartar por sistema a los alumnos del aula, pero hubo un tiempo en el que a un escolar con conductas "molestas" se le abría la puerta de la clase y ¡viento fresco! Lo de fresco, literal si era invierno. "No queda ni un solo papel en el patio..." , "he contado todas las baldosas del pasillo... ¡taitantas!" ¿Tantas? Pues sí que es largo el corredor... La libreta de la ESO manchada con churretes de leche y cacao tenía (tiene) muchas páginas vacías. Ni un borrón... descaradamente inmaculadas. Aquella madre daba ideas. Entre estar recogidito en el aula y dar vueltas en el patio como una peonza podría existir una alternativa que no representara "hoy no he hecho nada". No sé... se me ocurre la habilitación de una estancia con pupitres para seguir trabajando sin contagiar al resto de los integrantes de la comunidad académica. Cuánta saliva y energías perdidas... Y a mí que me da que si las hubiera gastado un varón  y no la "mami" (ya se sabe que son pesadas, reiterativas, inasequibles al desaliento...) muchas historias hubieran cambiado de rumbo con una vuelta de timón... 


Tenemos una facilidad pasmosa para colgar etiquetas. Y no se nos ocurre contemplar esa  sustancia que , igual que se pega en en dorsal de la bata, puede despegarse. Pero, ¿quién es el valiente que arranca el sambenito al pobrón?; lo más cómodo o práctico... el eterno recurso... es  echar los perros al tontolaba de siempre. Es socorrido tener la "carnaza" a mano para callar bocas. Mover una estructura en la que ya están todas las piezas colocadas -el bueno, el listo, el ocurrente, el caradura simpaticón... y el malo eterno expulsado- supone un corrimiento de tierra, un desbarajuste, un.... Con el "mejor no meneallo"  hay paz, aunque esta paz es más parecida al silencio y la quietud de los cementerios. 


Y quien dice la escuela podría decir un elemento distorsionante en una familia... o ese debutante que damos por perdido antes de su debut.


Con el lío y el preámbulo, se me ha olvidado explicar el  homeschooling made in república. Otro rato... Este post puede ser un aperitivo. Algunas heridas podrían dejar de supurar "el día que me quieras..."



38 comentarios:

lolo dijo...

Me lo pido, me pido pegar un bufido/berrido consagrado. Primerrrr, voy;

Mmmmmppppppfpfpfffffffff, grrrrrrrr

Anónimo dijo...

Me dejas preocupada Sunsi :(
Eero que te lances y nos expliques más detalladamente tus quebraderos de cabeza. Lo del saMbenito, por desgracia, muy cierto. Y me gustaría saber más de tu homeschooling particular.
Un abrazo energético.

Sara M.

paterfamilias dijo...

Espero ansioso la segunda entrega del homeschooling.

Ay, eso de las etiquetas, ¡qué facilidad tenemos para ponerlas y cómo cuesta quitarlas!

sunsi dijo...

Oído cocina... hedbanísima. Yo me pido ... primero aspirar H20. Llega a los pulmones. ¡Bien! Ahora ... despacio, muuuuy despacio, devuelvo lo aspirado y expulso monóxido de carbono... bfffffff. Ya está.
Besos, lolo. Vaya forma de empezar el día...

sunsi dijo...

No, Sara... Si no planteo el porqué, es difícil exponer el cómo. No pasa nada. Los futuros adultos también pueden necesitar que se cubran huecos que no han aprendido. Espero saber explicarlo sin herir sensibilidades.
Un beso.

sunsi dijo...

Aunque te sorprenda, Pater, tú me diste la idea en uno de tus posts.

"¿Quién es el loco que me dice que estoy loco?"... ¿Recuerdas la melodía de Juan Pardo? Aunque sea a toro pasado, intentaré explicarlo.

Gracias y un saludo.

Dolores Ceballos dijo...

Pues yo también estoy ansiosa por saber más de ese homeschooling...
Colgar sambenitos es fácil, cualquiera lo puede hacer, etiquetar a las personas es de cazurros (creo que ahora lo estoy haciendo yo...). Yo no sería capaz de describir a una persona utilizando un sólo adjetivo, mucho menos para perjudicarlo tan gravemente.
Tu post está muy acorde con lo que quería escribir hoy...

Bicos profe...
Gracias por la canción...

susana dijo...

La escuela tiende a centrarse en los buenos estudiantes y descartar al resto. Ésa es una de las causas principales del fracaso escolar. Ánimo. Un beso.

Dámaris dijo...

Hombre! por fin me deja comentar! ´´ultimamente blogger no me tiene mucho aprecio y me fastidia hasta que desisto en el intento, pero hoy ¡NO! hoy hasta que no lo he conseguido no he parado. En fin, que estoy de acuerdo contigo, que el sistema educativo no est´´a bien planteado y a mi tambi´´en me parece atractiva la idea del homeschooling, aunque creo que es una "veritable feinada". Ten´´ia entendido que el homeschooling solo estaba permitido a los estadounidenses que resid´´ian aqu´´i, pero no para los españoles. Me gustar´´ia saber de tu experiencia, de c´´omo lo llevas, de tus preocupaciones. tal vez eso me hiciera sentir que no estoy sola en los problemas con el sistema educativo.

UN BESAZO SUNSETA! (s´´e que tal vez no sea apropiado enlazarte a mi blog hoy, pero la entrada de hoy no la he querido postergar pensando en ti) ´´animos guapa. Y aqu´´i me tienes para lo que necesites (incluso para echar pestes de la educaci´´on arbitraria)

Rumbo dijo...

Cuando leo este tipo de cosas me asaltan muchas dudas. Sobre todo preguntas acerca de si el profesor no se da cuenta de lo que sucede a su alrededor, de si los compañeros tampoco, de si un simple acto cambia la vida de un estudiante, de una persona. En mis tiempos me pasé mucho tiempo fuera de clase pero también recuerdo a mis amigas diciendole a la profesora que no era justo, que no había hecho nada. Y aunque seguía fuera, no me callaba ni una. Y al final era por eso por lo que acababa en el pasillo, en un despacho, en otra aula. Por suerte, nunca me tocó el patio (supongo que para que no fumara descaradamente al sol). Cuando leo este tipo de cosas se me reafirma esa idea de ser la profesora que marca la diferencia. Hay tantos signos de desaliento en los que nadie se fija, vete tú a saber por qué. Me da tanta pena. En EEUU hay salas de detención, así se llaman. Normalmente los chicos van allí expulsados y se quedan un rato más fuera del horario escolar. Hay un profesor y se les exije que hagan los deberes. Con la posibilidad de preguntar dudas, si conviene. Así nadie llega a casa después de no haber dado el temario y dedicar su escolarización a los paseos por el patio sin tener ni idea de qué hacer con tanto libro de texto. Besitos

sarracena infiel dijo...

Supongo que son cosas de los colegos generalistas; por desgracia, las necsidad específicas suelen salir caras.

Por otra parte, detras´de las etiquetas suele haber mucha tela que cortar y, como ocurre casi siempre, las cosas ni son tan simples ni suelen ser lo que parecen.

En una cosa sí estoy de acuerdo, en la mayoría de las ocasiones, el profesor o profesora marca la diferencia.

De nuevo, te dejo otra cancioncilla:

http://youtu.be/GYuwLyD2qJ4

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo con tu idea Rumbo. En mis tiempos escolares, el que suspendía demasiadas o venía sin los deberes hechos, se quedaba castigado en el colegio por la tarde. Y no pasaba nada. Los padres no se quejaban (por lo menos no abiertamente), y los alumnos "temíamos" las represalias, le poníamos más interés.
Sara M.

mOnTy dijo...

TE leo, te sigo. Intrigada me tienes... Un besazo!!

sunsi dijo...

Hola, lereles... Rumbo apunta muchas de las cosas que quería comentar. Algunos podrán pensar que siempre ha sucedido, que es algo con lo que ya se cuenta. Pero... no por ello las etiquetas dejan de ser una flecha envenenada de la que algunos salen airosos y otros heridos de muerte. Chulo el tango... a la par que antiguo. Es el quid: querer.
Un petó, galleguiña.

sunsi dijo...

Querida Susana. La escuela es tan importante en la vida de los chicos... Aprenden, se relacionan con iguales y diferentes, empiezan a ejercitar lo que más adelante forjará su personalidad. El maestro es una pieza clave. Jamás me cansaré de sacarme el sombrero ante su tarea... muchas veces ingrata. Pero... (qué fijación con el "pero") no son infalibles. Faltaría. Y ya se sabe...el que se mueve no sale en la foto.
Un beso.

sunsi dijo...

Gracias, Dama. Sé que tenemos una sintonía muy parecida en algunos asuntos de la educación. ¿Recuerdas una canción de Aute que dice: "Que no, que no, que el pensamiento no puede tomar asiento..." . La educación en constante revisión, que no es lo mismo que en constante cambio de planes de estudio. Pienso que hay que hacer muchas "tabulas rasas" . Como en la legión, hacer borrón y cuenta nueva... Es complicado, lo sé. Los MAESTROS ejercen una profesión que es vocacional. Si no, no se sostiene.

En la entrada siguiente espero poder explicar los pros y contras del homeschooling. En España cada vez hay más padres que optan por la enseñanza en el hogar. Hay un vacío legal que deben superar, pero muchos lo consiguen. Cuando la libertad de enseñanza se vulnera... hecha la ley, hecha la trampa.

Un beso gordo, Dámaris. Gracias por tu interés.

ana dijo...

La respuesta a todas los vacíos educativos está en la familia, no hay otra. Supone una carga de trabajo considerable, pero nadie nos la va a aliviar.

El sistema educativo, como tal sistema, necesariamente falla cuando se trata de una atención personal. El sistema tiene poco espacio para la personalidad. Así que todas las tardes me arremango, y procuro poner el ánimo allí donde nadie ve que hace un poco de falta. Pongo el límite donde nadie lo ha puesto. Y una gran sonrisa, por el esfuerzo realizado, ya que nadie tampoco lo pone... en fin, que este año estoy contentísima.

No hay otra... ahora, que la verdad, compensa. Gracias a Dios.

sunsi dijo...

Rumbera... aquí también existen estas salas; al menos en la escuela pública... que yo sepa. Se desplaza al chaval del aula y hay un profe "de guardia" cuya misión es que los alumnos "trasladados" trabajen lo que se les ha indicado. Pero eso debería formar parte del funcionamiento de la escuela. Es algo que se debería tener previsto. ¿¿¿Qué hace un crío ambulando por los pasillos un día sí y otro también? De entrada, aburrirse...y perder el tiempo y pensar cuál será la siguiente.

Perdona Katt. Tú no me sirves de ejemplo jajajaja... Lo siento. Te lo digo en el mejor sentido de la expresión, corazón. Siempre la has sabido larga y tu capacidad intelectual (que no se te suba el humo a la cabeza, ¿eh?) para recuperar esos vacíos es de 9.No digo 10 porque es una nota que se equipara a la perfección. La tipología de chico adolescente a la que me refiero suele tener carencias de otra índole. Y resultan incómodos por otras razones ...

Gracias por tu extenso comentario y por pringarte con tu experiencia personal. Eres un cielo. Besos.

sunsi dijo...

Sarri. De acuerdo al 100% contigo. También en quién es el que marca la diferencia. El educador es lo más parecido a un equilibrista... en teoría. Cuando hace bien su trabajo el agradecimiento es infinito. Suele dejar impresa su tarea en el alumno y queda un marca que no se borra. Por las mismas... y sin acritud... sucede al contrario. Y no me refiero a un castigo innecesario o aquellos casos en los que pagan justos por pecadores, etc... Todo esto forma, te prepara para todo lo que queda por llegar, curte, bla, bla...

¡Escuela de calor! Muy buena. Y más acertada de lo que parece a primera vista.

Con Dios , Sarracena.

sunsi dijo...

¡Monty! Muchas gracias, reina. No es nada del otro mundo. Me parece que he creado unas expectativas que luego os van a decepcionar.

Un beso.

sunsi dijo...

Por supuesto, Ana. Es que este es el punto de partida. Me da que tu tienes media jornada de homeschooling. No hay dos niños iguales y a cada uno se le alimenta como precisa.

Me alegro muucho de que sea un año positivo.
Besos, leonesa.

ana dijo...

Estar en estado "contentísimo" no es tener precisamente un año positivo... ¡ay!, no se ha podido intuir el significado... jajajaja. Así que, efectivamente, contenta, me tiene el sistema educativo pero que contentísima...

...mmmpppfffgggggrrrrrrr!!!

tomae dijo...

Yo aveces he intentado explicar a las "seños" de mis princesas cómo podrían explicar las cosas...pero me ponen caras raras o no me entienden...

Ellas (mis hijas) ya me van entendiendo...

Driver dijo...

Uno de los secretos a voces de los sistemas educativos basados en el elitismo, es que sus alumnos mantienen una media muy elevada.
Y eso es tan fácil, como explicar que los alumnos menos aventajados son defenestrados, expulsados, ninguneados y olvidados.

Yo sé que tú perteneces a otra raza.
Un día de estos te voy a pedir que me des alguna clase particular.
Me vendrían bien algunas lecciones sobre gramática y sintaxis.
Hay algo en los ritmos que se me escapan; creo que son las subordinaciones, pero no estoy seguro.
Un besazo.

tomae dijo...

De a cuerdo hermano, te daré esa clase, aprenderás....

ves entrenando ...

mmmpppfff aaaainsss mmmmpfff aaaainsss mmmpppfff aaa ....

(así: gra- ma - ti - ca - mente)

El besazo se lo das a mi cuñada.

Campanilla dijo...

Sunsi, esta preciosa entrada me deja preocupada por ti. Tal vez estés mal o muy mal... Sigue contando y sácame de dudas. Te deseo lo mejor y mucha energía amorosa.

sunsi dijo...

Si yo fuese seño de tus princesas y no conociera previamente este talante que te caracteriza... me parece que tampoco te entendería. Porque rompes esquemas. Y hay que estar con una predisposición, con la mente muy abierta, para "pillar". Me parece, Tomae (no es jabón), que tienes en tu mapa cromosómoco un "gen" educativo muy marcado. Y donde termina lo que puede dar de sí la escuela tú empiezas con una forma peculiar e interesante de mostrarles LA VIDA. Qué más da que no te comprendan...mientras te entiendas tú, las princesas salen beneficiadas.
¡Toma ya, broder!

sunsi dijo...

Uyyyy, Driver. Afortunadamente no siempre es así. Pero como dicen en mi tierra, "una flor no fa estiu". Que te toque ese maestro vocacional que tiene como premisa "todos valen aunque no todos destacan en lo mismo"... o "no hay niños torpes sino alumnos desubicados" (Gómez- Pérez)... a veces es una lotería. Cuando tienes varios hijos te reafirmas en ello.

Lo de las clases, si aceptas a esta profe de vocación con ideas utópicas, está hecho. Hasta pronto, camarada.

sunsi dijo...

Tomae... ¿Las clases te las pide a ti o a mí? ¡Cómo te divierte enredar! Va pues... Empieza tú. Si tu hermano no se aclara ya te echo una mano...

sunsi dijo...

No, no no... Campanilla. Cero preocupación, guapa. Cuando soy capaz de escribir sobre algo, es que estoy como unas castañuelas. Significa que todo ha sido masticado, digerido y he atisbado un plan de acción. Espero que en futuros posts se disipen tus dudas. Muchísimas gracias;-)))

Modestino dijo...

Cada momento es cada momento, ya llegaran tiempos de más inspiración.

sunsi dijo...

Bueno... no era exactamente tema de inspiración, Modestino. Se trata de cubrir a destiempo muchos huecos... Y esto no se hace solo.

pacita.. dijo...

hemos vivido este tema en casa :esta niña le cuesta mucho.......ahora esta niña está en la Universidad eso sí despues de llevar en su espalda un cartelito "le cuesta " pero está feliz aunque llegar le haya supuesto un gran esfuerzo.

tomae dijo...

Curiosamente hay colegios que no solo quieren que los alumnos sintonicen con el ideario sino que también sus familias sintonicen con él ... y de alguna forma podrías llegar a etiquetar al niño-a según el colegio en el que ha estudiado o ha sido formado ( a veces hay imprentas improntas que son inconfundibles) ... Yo me pregunto si cada uno realizara la etapa escolar en su hogar a lo mejor la sociedad en general sería mas rica, diversa y heterógenea ¡habrían tantas etiquetas!... y ¿funcionaría el asunto mejor?

Al poder le interesa etiquetar, segmentar, clasificar .... así es más fácil VENDER o COLOCAR... ¿no?

sunsi dijo...

Lo recuerdo, pacita... Ha llovido algo desde entonces y me alegro de que esa tormenta no la haya hundido. No sabes lo que me alegra que digas:"está feliz".

Reitero las felicitaciones de ayer. Ya no se me va a olvidar más esta fecha de tu santo.

Un beso y gracias por comentar.

Las ganas de peinar a más de una/o... ¿o qué?

sunsi dijo...

Tomae. En según qué círculos te etiquetarían como "cósmico" o "visionario" o "utópico"... En EEUU la escuela en casa es una práctica frecuente sobre todo en los años de la Primaria. Crecen... de otra manera. Y se socializan porque hay más tiempo para asistir... no sé... por ejemplo a clases de violín... Además, el proyecto suele llevarse a cabo con un grupo reducido de familias. Tiene muchos detractores en la vieja Europa. Pero yo estoy convencida de que hay muchos intereses económicos detrás de la presión en contra del homeschooling. Cuando un niño pisa la escuela, en ocasiones más le vale que sea con el pie acertado. Si no es así y la "fortuna" no lo acompaña... un garbanzo de hielo se convierte en una bola inmensa que no sabes cómo desenredarla. Y hay demasiadas manos toqueteando el "producto" No sigo porque piso el próximo post ... y se me está quedando el alma en un puño. Gracias, Tomae. Diana, diana...

Zambullida dijo...

Yo he contado muchas baldosas por "mal comportamiento". No es que me portara mal es que era hiperactiva (sigo siéndolo, aunque, claro, ya no tanto) y no podía parar de moverme, de hablar..., por mucho que lo intentase y en aquella época esas cosas no se sabían. Mi experiencia en el colegio, aun siendo una alumna brillante, fue muy traumática. Nunca regresaré a él ni de visita.

El "Homeschooling" lo veo para casos extremos, para niños con problemas de integración etcétera. Creo que es bueno ir al cole y relacionarte con otros peques. En cualquier caso, es sólo mi opinión, mi humilde opinión. En algunos casos, ciertamente, puede ser una fantástica opción.

sarracena infiel dijo...

eeeeiiiiiiiiiiiii, eso de la huella erscolar NO siempre es para mal.

Alumna del colegio de La Asunción (en Gijón) nieta e hija de antiguas alumnas y tía de alumna actual.

El mes que viene acudo a encuentro de antiguas, treinta años ya (por Dios!!!)


Las alumnas de La Asunción compartimos una educaci´´on y una formación por encima de la época que a cada una nos ha tocado vivir. Desde luego, en otras épocas, mucho memos rancia y estereotipada. Educadas en libertad y animadas a encontrar nuestra voz y criterio, en la firme creencia y en el libre albedrío.

En la seguridad de que nosotras (por entonces era un colegio femenino) eramos el futuro por nosotras mismas y no en tanto madres, esposas o hijas.

Tuvo (y tiene) sus claroscuros, como casi todo. Para mi el balance fue positvo, para otros, no tanto.