martes, 25 de mayo de 2010

¿Perdedor?



Sabe a derrota y a miel. La miel de intentarlo... la derrota por haber fracasado de nuevo. Viejo o joven... No me gusta que te sientas perdedor. Algún día se abrirá una trampilla. Desde allí se podrá acceder a un prado verde y diáfano, sin obstáculos que te hagan tropezar. Ya no habrá quien te deje o se ría... Ya no hará falta el alcohol porque no habrá nada que olvidar. No olerá a sudor; la brisa se encargará de airear el sufrimiento que delatan los poros de tu piel. Y ya. Y el sueño eterno te mecerá. Y dormirás. Y yo velaré tu sueño... Ssssss

Gracias, Alberto.

37 comentarios:

Marina dijo...

Cada uno tiene sus recuerdos, ganados o perdidos.
Un abrazo.

Driver dijo...

La derrota tiene su parte de gloria.
La de haberlo intentado.
La de haberlo vivido.
Aprendizaje del dolor.
Conocimiento del avatar humano.
...
Y te da la oportunidad de conocer los límites.
...
La única forma de ganar una guerra, es perder alguna batalla.

Sunsi dijo...

Marinilla...¿Tú duermes? Ya veo que más o menos como yo. O sea, poco.

El "perdedor" de esta historia está enjaulado. Ojalá encuentre la trampilla.

Un beso

Sunsi dijo...

Con la esperanza siempre de que algún día...aunque sea lejano... se pueda ganar la guerra.
Gracias, camarada.

Ana del guisante dijo...

Cuando vuelva a salir el sol, que saldrá, porque siempre sale. Que la resaca sea suave. Besos de aspirina.

Sunsi dijo...

Pesolet...Dios te oiga.
Envío tu aspirina al que lo necesita.

Un beso agradecido.

Blancael dijo...

Buenos día¡¡, has elegido una de las cnciones que mas gue gustan.
Estoy segura qeu el pianista sale de ese viejo cafe y vuelve a vivir de otro modo.Acabará superando esta etapa. Es lo que me gustaría creer, y como él todos, tenemos que daber superar las derrotas, a veces cuesta mas que otras, pero al final siempre está la luz y el aire para respirar,y el volver a dormir como un bebé.,Eso te lo aseguro yo, como dice el refran, la esperanza es lo ultimo que se pierde. Y animo¡¡¡¡¡ a todos los que lo necesiten, que vean la botella medio llena,
beoss

Sunsi dijo...

Buenos días, Blanca de Navarra. ¿Cómo estáis? Gracias por el comentario, positivo como tu talante.

Los pianistas de los viejos cafés viven en tinieblas largas temporadas. Cada día es una cima inalcanzable. Luego sale el sol. Y vuelve a esconderse. Juega al pilla-pilla. Supongo que algún día los pianistan decubren el truco y encienden velas... y vencen la oscuridad. Supongo y así lo espero.

Un beso fuerte, muy fuerte.

Modestino dijo...

Sí, cuando se cierra una puerta, se abre una ventana: siempre.

Sunsi dijo...

Quiero pensar que es así.O, por lo menos, albergar la esperanza. Gracias, Modestino.

Natichu dijo...

Qué precioso Sunsi. Leyéndolo he percibido el ala de la esperanza. Me encantará llegar a ese prado de aire puro´. Un bsesiti guapa!

Anónimo dijo...

Ciao bella,
SIEMPRE existe un principio lleno de ilusión y en cualquier caso de esperanza y ahí andamos, con lágrimas o sin ellas, Life is wonderful!
Besos

lolo dijo...

Perdedor no, no.
Desde la derrota será mayor la esperanza.

tomae dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
tomae dijo...

Hacia la 1,20 alguien, a quien la brisa de una cala cercana acaricia su ventana, y con una versión del "pianoman" de fondo, nos relata con maestría un sentimiento propio del dolor humano, etiquetado como "Depresión"

Poco consuelan al depresivo, las medias botellas o las ventanas que se pueden abrir, todas las palabras aspirinas pueden caer en saco roto, hasta el humo de un cigarrillo, si socorre, es para sentir que algo te está entrando en tu interior...

Pero si duele el interior, de saberSE perdedor, el inicio del camino está en el "sé", en que si duele es que aún hay corazón que por muy roto que esté, aún está allí, y aunque débil, late... bum, bum, como señales de tambor, esperando el canto de la sirena amiga, al otro lado de la cala, y si ella está, a él le consuela, sólo con que esté.

Bonitas palabras Sirena Sunsi.

sarracena infiel dijo...

Pues a mi eso de la dulce derrota, nada de nada....

El morbillo de la autocompasión, tampoco...

Prefiero a Consolación "la de Utrera", que por un mal amor cambió su nombre de consuelo.

O antes de que me quieran como se quiere a un gato, me largo con cualquiera que se parezca.

O que te vaya bonito y vivir mi vida con quien yo quiera, con la rienda suelta, dibujando un nido en el cielo ....

O sea, a quien sea, que le vaya de vicio, que p'a ti, no estoy ....

Con Dios .....

Sunsi dijo...

Querida Natichu. Me alegra tu paso por aquí... Tú, que eres madre, que has tirado para alante intuyendo un prado de brisa fresca. Tu experiencia de madre y abuela. Supongo que a veces tiene que haber obscuridad para que se comprenda el contraste con la luz. De eso y de otras cosas... sabes un porrón, navarrica.

Un beso y gracias

Sunsi dijo...

Anónimo... ¿Eres Marta O? Lo intuyo por el italiano... ¿"Ciao"" también sirve para decir hola?

Bella... Sé que últimamente mis posts dan tumbos. Pero es que así es la vida. Hay veces que los pianistas tocan reiteradamente y se lamentan. Y sólo puedes oír esa canción y pensar que algún día la vieja taberna cerrará, a cal y canto, porque el pianista ya camina y va silbando por el prado, sin la atadura de su propia sombra.

Bacio, linda.

Sunsi dijo...

Tú sabes y yo sé que no lo es, lolo.Pero el pianista aún no lo ha descubierto. No sabe tocar otra canción.

Sunsi dijo...

Tomae. Sé que no es posible... pero juraría que ayer pasaste por la cala y escuchaste el lamento del pianista. Driver diría que es magia blanca. Sólo unos pocos la manejan.

Sunsi dijo...

¿He dicho dulce derrota? No es posible, sarracena. Habré tocado la tecla equivocada.Tampoco es autocompasión. Nada más lejos de la realidad. Es enfermedad discapacitante donde las haya. Es cárcel. Es cuerda locura. Es un tirón del alma que ciega la vista y sólo puede ver un muro negro y desconchado. Es sufrimiento ... mucho sufrimiento. Es existencia contemplada desde la esquina de un infierno involuntario.Y es... impotencia porque sabes que no puedes hacer NADA...ABSOLUTAMENTE NADA, excepto acompañar.

Y para la que escribe empieza a ser necesidad de airearlo para que nadie se olvide de que el mundo está lleno de pianistas que tocan llorando, bañados en alcohol para dejar de sentir, pensar y recordar.

Con Dios, sarracena.
Gracias por pasarte.

sarracena infiel dijo...

Uffffffffffffssssssssss, nada, no lo entiendo ......

En serio, es un sentimiento que resulta incomprensible; tal vez porque sea tan irremediablemente soberbia que muero matando, sin entregar banderas ni aceptar ni pedir compasión.

Así que al del piano le diría: menos alcohol, menos tabaco y más pelotas, colega ....

O sea, bruta que es una

ana dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ana dijo...

Yo también soy un poco así... algo sarracena.Y no creo mucho en esa aparente derrota.

Si este "perdedor" ha elegido vivir así, es su libertad, es su fase de duelo... a pesar del alcohol, del tabaco y de sus adentros... quizá sólo sea el peso de vivir... así que dejémosle en paz con su momento... que quizá no es una derrota, es el precio de haber vivido.

Y hay mucha gente que vive alegre, genial, y estupenda de la muerte, conservaditos en formol (cuerpos y almas)... y no se enteran de nada. NO hay vida.

Sinceramente... prefiero y me quedo mil veces antes al lado de este "perdedor" y su piano. Vayastuacomparar!!!!!

Sunsi dijo...

No pasa nada, sarracena. Yo tampoco entiendo un montón de cosas. No es obligatorio entender... ¿No te parece?

Con Dios, Pepa.

Sunsi dijo...

Yo me quedo... pues no sé, Ana.
Total...Para qué pensarlo si tampoco puedes elegir.

Un beso, leonesa

ana dijo...

No, creo que no me he explicado... no puedes elegir es circunstancia que te viene dada... la vida tiene sus sorpresas... por supuesto que uno no quiere nunca ser un perdedor, o estar enfermo, o fracasar...

... yo lo que digo es que prefiero estar al lado de ese perdedor, que al lado de una sonrisa profident... que nunca ha sabido lo que es perder nada.

Siento no haberme podido explicar bien... un abrazo muy fuerte.

Sunsi dijo...

Anita. Sí te has explicado bien. Son mis entendederas...que van un poco lentas. Con el segundo comentario me ha quedado más claro... Gracias, hija. Que hoy ando que no ando...

Ufff Quedarse con el perdedor del piano es durillo. Pero no se te congela el alma. Eso seguro. De los profident prefiero no opinar. Hay variedades y antes de decir una barbaridad casi que me callo.

Un abrazo, hedbana diminuta. Muchas gracias.

Driver I dijo...

¡A ver señoras, aquí hace falta un chorro de realidad que nos aclare las ideas!
¿Y ese chorro soy yo?
¡JA!
...
A mi corto entender, lo de perder ganar, estar deprimido o echarle muchas pelotas a la vida, es relativo.
Los valores se mezclan, se comparan, para después caer rendidos sobre la lona de la vida.
Quiero decir que no nos han enseñado a mezclar estas emociones, o tal vez las mezclemos mucho.
¡Vale!, ¡voy bien!, ¡no me entiendo ni yo mismo!
...
Empecemos de cero.
Todo vale.
Lo que pasa es que no vale siempre.
Y debemos aprender a cambiar de marcha muy rápido.
Lo importante es la suma de todas las marchas.
...
Os pongo un ejemplo o no me explico ni a mí mismo.
...
Voy a probar el estilo telegráfico, que veo que me pierdo.
...
Cuando ponga una A, es estilo sensible.
Cuando ponga una X, es estilo sarraceno.
...
El sábado fui a cortarme el pelo.
Stop.
La chica de 25 años que me lo corta estaba en la puerta de la peluquería.
Stop.
Lloraba (A,A,A,A,A,A,A,A,A,A,A).
El dueño de la peluquería no vino a abrir (X,X,X,X,X,X,X,X,X,X,X,X).
Parece ser que no quería pagarle a sus empleadas, y no abría para que se cansaran y se fueran sin la liquidación(¡X!, ¡X!, ¡X!)
La chica lloraba y no hacía nada (¡A!, ¡A!,¡A!)
Así que me enfadé.
Al principio poco (x).
Luego un poco más (x,x).
Y al final me enfadé mucho (¡X!, ¡X!, ¡X!, ¡X!).
...
Le dije adiós y me fui.(Ni A, ni X).
...

Driver II y fin dijo...

A la hora me estaba cortando el pelo en otra peluquería.
Le abrí mi corazón al encargado y le conté lo que acababa de ver (¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!!)
Me dijo que allí necesitaban oficialas.
Me dio su tarjeta y me dijo que le comunicara a la chica del llanto,que podía hacerle una prueba.(¡AAAAAAAAAAAAAAA!).
Volví a la primera peluquería (AAAAAAAAAAAAA).
Le conté la historia de la prueba a la chica que lloraba.
Al principio se enfadó, un poco (x).
Luego un poco más (x,x).
Y más tarde muuuucho más(X,X,X,X).
Agarró el teléfono (xx), llamó a su jefe (XXXXXX), le indicó dónde se podía meter su puesto de trabajo (XXXXXXXXXXXXXXXXXXX), COLGÓ EL TELÉFONO DE UN GOLPETAZO (¡X!), agarró la tarjeta que le acababa de dar (AA),me dió un beso (¡aaaaaaaah), y se subió a un autobús a hacer una prueba de trabajo.
...
No sé qué es más importante en la vida, las AAAA, o las XXXX.
Sólo os puedo contar un cuento que es verdad.
Que cuando las AAAA, se mezclan con las XXXX, en su justa proporción, respetando un ancestral ritmo interno,entonces los problemas empiezan a resolverse solos.
Unos le llaman casualidad.
A mí me gusta otro nombre.
...
Magia blanca.
La veo cada día.
...
Si queréis, mañana os cuento otro cuento real.
Con AAAA, y con XXX.

Bego dijo...

Sunsi bonita...el abrazo mas grande para ti. Estas con todos,te preocupas de todos y nos acompañas.
Lo dicho eh?? paseito por la playita, mucho escribir lo que te venga en gana y cuando estes mejor que te busquen!!ya volveremos...
Besitos
Bego

MIC dijo...

yo creo que todos somos perdedores temporales, antes o después, en un aspecto o en otro. Al menos, yo muchas veces me siento así.

Un beso Sunsi, que no me olvido de ti ni de tu República.

Luisa

Mariapi dijo...

Perdedor, derrotado...¿quien no lo ha sido o sentido? Pero no me gusta como hábitat habitual, como lago donde bucear...y muchas veces regodearse con autocompasión.
Enfermedad, miserias, negruras...y siempre la libertad, que aún siendo limitada es real, y nos ayuda a superar o dar sentido a esas derrotas.

Un besico, Sunsi, gracias por ayudarme a reflexionar...
...en estos días de hiperactividad, sienta muy bien.

Sunsi dijo...

Perdón por el retraso, Driver. ¡¡¡Hoy ha terminado exámenes María!!! A ver qué tal.

Muy ilustrativa tu historia y combina perfecto con la máxima de sarracena: el movimiento se demuestra andando.Me ha gustado, colega. Eres eficiente. Mano a la obra.

Un saludo, inquilino.

Sunsi dijo...

Bego. No he cumplido el propósito de paseo. Pero compensa con el cierre de exámenes de María. Parece mentira. Este curso ha sido como el parto de la burra. Y hoy... como si me hubiera examinado yo. Qué alivio, Señor... Ahora a ver cómo ha quedado el asunto. Creo que bien. Ella está contenta.

Un día de estos, unas tapitas con birra en algún chiringo, ¿vale?.

Un beso, guapísima. Y muchas gracias.

Sunsi dijo...

Eso fijo, Luisa. Y afortunadamente. ¿Cómo podríamos comprender el error humano si no fuera así?

Un recuerdo cariñoso para ti, para el Sur ... y tus camaradas funcionarios que supongo que estaréis deshojando la margarita: sobreviviré ... no sobreviviré...
¡Qué "majete" el de la ceja!

Sunsi dijo...

Mariapi. Dicen que algún día sale el sol y puedes caminar sin tropezar aunque sigas perdiendo. Bucear en agua estancada puede se nocivo para la salud;)

Me acuerdo de estos días de hiperactividad...

Un beso, Mater.