jueves, 3 de septiembre de 2009

Committed


Transcribo una cita de un periódico de ámbito nacional que anoté un día y guardé: «Un genio de las matemáticas con un trastorno obsesivo-compulsivo y una joven extremadamente optimista (bipolar en fase maníaca) son los protagonistas de la serie que acaba de estrenar la NBC. Las neurosis (...)televisivamente resultan un tema atractivo. Ya no es tabú pero todavía es suficientemente nuevo para que haga gracia». No me he equivocado. Lo habéis leído bien. ¿Indignante? Creo que sí.

Sigo el consejo de mi hermano Joé Mª y meto la cabeza en el congelador para razonar a temperatura ambiente.


'Committed' es el título de la primera telecomedia que «explícitamente sitúa los trastornos psicológicos en el centro de la trama». Superó en su día la audiencia a Friends, Sexo en Nueva York y Seinfelfd. La NBC ha comprobado que las neurosis venden más que el sexo y una de ellas resulta especialmente «cómica».


No es la primera vez que un argumento se sirve de algunos rasgos del TOC (trastorno obsesivo-compulsivo). La película Mejor imposible le valió un Oscar a Jack Nicolson. Su magistral interpretación de ese personaje maniático, cascarrabias y obstinado marca la frontera entre dos actitudes: reírse con o reírse de. El abismo que separa la sonrisa tierna de la carcajada cruel sólo se salva tendiendo puentes de respeto y comprensión hacia otro prototipo de 'diferentes': los que padecen enfermedades neurológicas.


Unas breves notas sobre el TOC explican hasta qué punto la mofa puede matar la dignidad de estos enfermos que generalmente destacan por sus cualidades intelectuales y que viven 'atrapados' por ideas o pensamientos obsesivos e inquietantes que no pueden evitar y por comportamientos compulsivos o rituales que no pueden dejar de hacer. El TOC se encuentra entre los cinco trastornos psiquiátricos más discapacitantes. Según el psiquiatra J. A. Vallejo-Nájera: «Nunca evoluciona hacia una psicosis; el obsesivo conservará la razón, aunque no puede comportarse 'razonablemente'».

¿Quién concibe una serie de humor con enfermos de parkinson, parálisis cerebral, autismo...? El TOC y el Transtorno Bipolar I no deberían ser una excepción. Sólo un individuo que carece de escrúpulos es capaz de sacar beneficios a costa de la enfermedad. Los americanos, con su peculiar ética de situación, inconsistente y utilitarista, evidencian que sus valores valen hasta el día en que un 'iluminado' sin entrañas descubre que el comportamiento de un enfermo sacado de contexto hace gracia y vende. Y cuando han impregnado sus televisores de porquería y vejaciones, exportan su cinismo al viejo continente. Y éste traga.

De momento, que yo sepa, aún no la he visto anunciada en la pequeña pantalla. Conste que me extraña. No tengo ningún canal de pago. Os rogaría que me informaseis si, como estaba previsto, “Committed” se ha llegado a emitir y si es ofensiva para estos enfermos.


En el caso de que sea así, emprenderé las acciones que haga falta para que desaparezca del mapa. Cuestión de principios y de solidridad con lo TOCados. ¿O creéis que la libertad de expresión está por encima? Me interesa vuestra opinión.
...
Más información:
2.-Esta es la enfermedad que padecen los TOCados: http://www.psiquiatria24x7.com/bgdisplay.jhtml?itemname=anxiety_ocd
3.-ATOC :http://www.asociaciontoc.org/asociacion/introduccion.htm. Una asociación que va en serio.

9 comentarios:

Diego dijo...

No he visto la serie.
No puedo opinar con conocimiento de causa.
Pero en el hipotético caso que "el tirón" de la serie estuviera basado en una enfermedad y se la tomara como base del humor.
Me apunto a escribir en su contra.
...
Si por un casual, la serie sirviera para llamar la atención de forma seria sobre la enfermedad.
Me apunto a escribir a su favor.
...
Me temo lo peor.
Espero equivocarme.
...
Yo también tengo un diagnóstico.

Sunsi dijo...

Aurora me ha explicado que ella sí ha visto un episodio. No es lo que parece. Le he pedido que escriba un comentario. Me encantaría poder rectificar... y decir: "Me he equivocado".

Yo también espero haberme equivocado.

Estoy pensando que quizá sería intersante colgar información sobre el TOC. Lo busco...Gracias como siempre, Driver.

Máster en Nubes dijo...

Perdona, Sunsi, es que he estado acabando una cosa.

A ver, os cuento, sólo vi un capítulo, sólo uno, por temas profesionales míos. El caso es que a mí ese capítulo no me pareció mal, no sé cómo será el resto.

En cualquier caso explico lo siguiente.

La visibilidad de algunos temas, problemas, enfermedades, en fin, más, es importante. Sólo que salgan bajo un "carácter" o un personaje en televisión puede tener un efecto positivo. De hecho una de las grandes quejas de muchos es que no salgan, por ejemplo, personas mayores o muy viejas en algunas series, o indios, o emigrantes, o discapacitados, o, yo qué sé, parados.

Lo que quiero decir con esto es que las series, muchas, pueden ser algo bueno para dotar de lo que llamamos visibilidad social a determinados problemas o situaciones personales. Curiosamente, y esto lo sé porque trabajo profesiuonalmente en ello, es mucho más eficaz a veces la aparición en una serie, sea dramática o un sit com, o sea, una comedia, la aparición de un personaje así que toda la labora que hacemos desde los gabinetes de prensa o comunicación de una ong o entidad que se dedica, pongamos por caso, a hablar de los discapacitados, de los ancianos que viven solos, de lo que sea.

Somos seres de narración, y la narración tiene mucha más fuerza habitualmente que la no ficción. Simplemente pensad que a mí me pueden explicar por activa y por pasiva qué es un adulterio, pongo por caso, pero que yo leo o veo Ana Karenina y me hago una mejor idea de lo que es.

Dicho esto, que es largo, y lo siento, pero yo necesito siempre explicar bien las cosas, diré que puede no mover a algunos guionistas la mala idea, la mala baba y el mal tratamiento al abordar un tema, a las personas, con un TOC. Por supuesto que cualquier serie de televisión está hecha para que se vea y para ganar dinero a través precisamnete de las altas audiencias que generan que la publicidad que se coloca sea rentable. Si no hay audiencia, la publicidad no se vende.

Pero puede ocurrir y de hecho ocurre que al abordar en la trama de una serie de modo tangencial o, como es el caso, con un personaje principal un determinado problema o situación resulta que la gente de la calle comienza a conocerlo.

Naturalmente hay que ver cómo se refleja porque como creo que todos acordamos como se refleje mal el efecto es totalmente perverso.

Pero ya digo que yo he visto un capítulo y no me pareció mal.

Máster en Nubes dijo...

Comedia o drama. Yo esto ya lo he explicado muchas veces. El tratamiento bajo la forma de comedia no quita per se seriedad a un tema. De hecho no sé si sabéis que en el ámbito de TV nuestro drama no es lo mismo que para los yankis, se llama drama también a un modo de filmación, pero esto sería otro tema. Vayamos al grano: es una sit-com, una comedia de situación, pero es que eso no significa que el tratamiento vaya a ser poco respetuoso. También era una comedia de situación Médico de Familia y vimos a través de un personaje totalmente secundario, Alberto, a un ordenanza que era un Síndrome de Down. No toda comedia implica que nos vamos a reir de los personajes o que el tema se vaya a tratar de modo ligero.

Personlamente creo mucho más en la comedia que en el drama. Porque una comedia es desde Men in Trees de Ane Heche ahora en la 2 hasta Frasier hasta otros muchos. Creo que una comedia llega más, es más amable, más blanda, más ligera, tiene cosas muy buenas, y los guionistas americanos no es que sean buenos: es que son excelentes, nada que ver con los nuestros, mil veces mejor (está todo mucho más profesionalizado, no sé, echad un vistazo al Ala oeste de la casa blanca, Doctro en Alaska, mil series más...)

Con este rollo quiero deciros que es hasta posible que el TOC pase a estar en el mapa mental de muchas personas gracias a esta serie. Que es hasta incluso posible que los guionistas hayan tratado bien el tema y hayan hecho al personaje amable. Que também, por supuesto, no hayan podido captar todos los matices es hasta seguro porque toda ficción como toda novela no deja de ser una represnetación de la realidad y como tal parcial, siempre limitada. Sólo la realidad es la realidad y no podemos pedirle a una serie que refleje todo.

Estoy casi segura que, concoiendo a los yankis, se han cubierto las espaldas pero bien con asesores en TOC, son unos profesionales, y además porque las demandas están a la orden del día en EEUU y les podían poner una demanda de padre y muy señor mío si lo hubieran hecho mal. En EEUU prosperan las demandas, esto lo habréis visto en las series también, así que tengo la sensación de que tu preocupación Sunsi va a ser afortunadamente sólo una preocupación y que no vas a tener que emprender acciones legales.

Ya digo. Sólo he visto 1 capítulo. Sólo sé un poco de televisión y de cómo se hace una serie. Me puedo equivocar, pero esta es mi visión y mi experiencia.

Un abrazo a Sunsi, con la que ya hablé antes, y a todos.

Sunsi dijo...

Aurora. Muchísimas gracias por tu generosidad en esta aportación. No sabes cómo te lo agradezco, de verdad. Te explicas muy bien. He estado viendo episodios en ¡¡inglés!! Calcula lo que he entendido. Pero he visto... Creo que llevas razón. Enmendaré en lo que pueda el post.

Besos y gracias de nuevo

Almendrado dijo...

Pienso que si está bien tratado es positivo, puede ayudar a mucha gente. Estoy de acuerdo con Máster.

Saludos.

Sunsi dijo...

Almendrado... He enmedado lo enmendable en el post de hoy.
Muchas gracias por pasarte.

misideascotidianas dijo...

Sunsi, parto de mi ignorancia, pero en términos generales y como en Mejor Imposible, a mí llevar las cosas a un punto de humor, me gusta.

Creo que debemos aprender a reirnos de nosotros, de nuestras dolencias, de nuestros defectos. Distinto es hacer de ello una burla.

No sé nada más, pero si me entero, te cuento.

Un beso

Luisa

Sunsi dijo...

Perdona, Luisa, no había leído tu comentario. Sólo te puedo decir que el TOC, como el Síndrome de Tourette... da risa al que no sabe que es una enfermedad.

Así que, no sé qué decirte... Sí sé lo que pienso pero no es extrapolable...

Muchas gracias por tu interés. Un beso.