martes, 2 de diciembre de 2008

Antes del segundo post, un paréntesis sobre Ninjas.

Don Leopoldo Abadía lo explica con mucha gracia, pero deja entrever que de gracia ... nada. Y yo, que soy de letras, me he quedado a cuadros y sólo he sacado una conclusión: estamos muy mal y no se sabe hasta cuándo.

Ahí tenéis la "perlita".

4 comentarios:

ana dijo...

... también es explicativo esto.



http://www.dailymotion.com/video/x684wa_the-last-laugh-george-parr-subprime_fun

... aunque creo que Máster lo puso ya...

Martín dijo...

Buena entrada Sunsi. A lo mejor nos ayuda la globlización. Cuando el mal es de todos, entre todos surgirá alguna mente preclara que dará con la solución... y si no... ¿nos iremos todos a pique?. Sinceramente creo que no, pero también estoy seguro de que los tiempos que se avecinan hasta que se halle la solución van a ser duros para todos, pero que no falte el optimismo, se trata de resistir mientras se pueda confiando en la recuperación. Y mientras llega no olvidar la lección aprendida: las cosas tienen valor y cuestan. Es lo mismo que pasa cuando se va la luz en la casa, hasta que no se ha ido no se valora, pero cuando falta cuánto se valora. Es el momento de valorar el trabajo, el esfuerzo por llegar hasta final de mes, apreciar la familia y lo que cada uno aporta en el hogar, valorar la unión y trabajar en equipo...; también, quizá, el esfuerzo por privarse de algo con una sonrisa y no pasa nada. Unas familias lo sufren más que otras... momento de la solidaridad. Puede que éste sea uno de los valores que se recuperen. Algo bueno hemos de sacar de todo esto.

Lo mío es sólo un ejemplo, cada uno tiene lo suyo, pero siempre al mal tiempo buena cara porque seguro, seguro, que tiene su lado bueno. He de deciros que yo lo constato cada día. Entre otras cosas la austeridad -gran virtud- se está recuperando y fortalece mucho.

Driver en América dijo...

Sunsi, como veo que eres de letras y no te enteras yo te lo explico.
Hay dos sistemas de unidades:

1ºEl Sistema Internacional, por el que se rige la economía; un ejemplo ilustrativo...

Septillón 1 000 000 000 000 000 000 000 000
Sextillón 1 000 000 000 000 000 000 000
Quintillón 1 000 000 000 000 000 000
Cuadrillón 1 000 000 000 000 000
Trillón 1 000 000 000 000
Billón 1 000 000 000
Millón 1 000 000
Mil 1 000

Como verás los ceros se usan para liarla y así no nos enteramos.
Nadie, ni los de ciencias.

Pero... el cerebro humano, en su infinita potencia e imaginación ideo un sistema natural para definir un nuevo sistema de unidades, allá por finales del siglo XIX, EL SISTEMA NATURAL, es decir un sistema en el que comparamos las cosas como lo hacen los niños, me explico, si yo tengo dos hijas y tú tienes cuatro hijos, tú tienes el doble que yo, y nos enteramos todos.

Como no te lo vas a creer, lo transcribo de la Wikipedia, porque en este sistema a los números se les llama¡¡ LOS NUMEROS DE DIOS!!

¡Sorpresa de jueves!

"Las unidades de Planck o unidades naturales son un sistema de unidades propuesto por primera vez en 1899 por Max Planck. El sistema mide varias de las magnitudes fundamentales del universo: tiempo, longitud, masa, carga eléctrica y temperatura. El sistema se define haciendo que estas cinco constantes físicas universales de la tabla tomen el valor 1 cuando se expresen ecuaciones y cálculos en dicho sistema.

El uso de este sistema de unidades trae consigo varias ventajas. La primera y más obvia es que simplifica mucho la estructura de las ecuaciones físicas porque elimina las constantes de proporcionalidad y hace que los resultados de las ecuaciones no dependan del valor de las constantes.

Por otra parte, se pueden comparar mucho más fácilmente las magnitudes de distintas unidades. Por ejemplo, dos protones se rechazan porque la repulsión electromagnética es mucho más fuerte que la atracción gravitatoria entre ellos. Esto se puede comprobar al ver que los protones tienen una carga aproximadamente igual a una unidad natural de carga, pero su masa es mucho menor que la unidad natural de masa.

También permite evitar bastantes problemas de redondeo, sobre todo en computación. Son populares en el área de investigación de la relatividad general y la gravedad cuántica.

Las unidades Planck suelen llamarse por los físicos como las "unidades de Dios". Esto elimina cualquier arbitrariedad antropocéntrica del sistema de unidades."

http://es.wikipedia.org/wiki/Unidades_Planck

Me parece un descubrimiento importante.
Para salir de la crisis vamos a tener que utilizar los números de Dios.

Veamos.

Digamos que 1 es la unidad de salario digno por día de trabajo.

Que haces bien tu trabajo. Un 1.
Que no. Un cero patatero.

Te gastabas un 10 en dar de comer a tu gente.
Pues ahora se aprovechan las lentejas y la verdura y te gastas un 8.

Usabas el coche para todo y te gastabas un 3.
Vas en transporte público leyendo El Cantar de Los Cantares, y te gastas un 1.

Va a ser cuestión de usar los números de Dios.

Los del sentido común.

Los que sí se entienden.

Sunsi dijo...

Eso sí lo entiendo. Martín y Driver, cada uno a su manera, habláis de los mismo.

Me pongo con el post porque, en el fondo ... y en la forma va de esto: de austeridad, de los "números de Dios".

Sois dos optimistas, "raras avis" , entre tanto lamento.